Checkout
Cart: 0,00 - (0 items )

Uber presenta su nuevo coche autónomo con Volvo




coche autónomo

Uber acaba de anunciar una tercera generación de su coche autónomo, creado gracias a la asociación con Volvo.

Se trata del nuevo XC90 SUV, y se fabricará con el objetivo de probarse en las vías públicas en 2020. Se han enfocado en poner más redundancia en el vehículo, para aumentar la seguridad, y seguirá contando con volante y pedales.

La redundancia puede verse principalmente en la dirección, el frenado y la energía de la batería, de forma que si cualquiera de los sistemas primarios falla por alguna razón, el sistema de respaldo está diseñado para actuar de inmediato para detener el automóvil. Volvo usará un concepto de vehículo autónomo the same para su propia tecnología comercial autónoma dentro de pocos meses.

En el accidente que hubo en diciembre de 2018, cuando un coche autónomo mató a Elaine Herzberg sin detenerse antes de que la golpeara, Uber vio que se había desactivado el sistema de frenado de emergencia automático de Volvo para reducir el potencial de comportamiento errático del vehículo. Había un conductor de seguridad detrás del volante que se suponía que estaba monitoreando la carretera, pero no estaba atento en ese momento y el sistema no frenó hasta después de que Herzberg fue golpeada. Después de esta lección aprendida, los nuevos coches no anularán ni deshabilitarán las funciones de frenado automático.

Los coches autónomos son parte del objetivo final de Uber, aunque la empresa también mostró aeronaves eléctricas que supuestamente conformarán un servicio de taxi aéreo que se lanzará en 2023, drones de reparto y, por supuesto, patinetes eléctricos.




Back to top